“Ser judío en América Latina: liderazgo, pertenencias y creencias”

   En seguimiento de los encuentros de liderazgo comunitario y educativo “Hamifgash” y “Beyajad” celebrados en mayo pasado en la ciudad de Cancún, el pasado 15 de noviembre en el marco de una reunión virtual de voluntarios, profesionistas y directivos de instituciones judías de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, España, Guatemala, Honduras, Israel, México, Panamá, Perú, Paraguay, El Salvador, Estados Unidos, Uruguay y Venezuela, organizada por el Departamento de Emprendimientos Sionistas de la Organización Sionista Mundial, se presentó el Reporte de Investigación Jewish Peoplehood Latam “Ser judío en América Latina: liderazgo, pertenencias y creencias”.
   Al inaugurar la reunión, el titular del Departamento de Emprendimientos Sionistas de la Organización Sionista Mundial, Silvio Joskowicz recordó los compromisos adquiridos por los participantes en los Encuentros de Cancún, destacando la “Declaración de Cancún”, acuerdo firmado con el Dr. Nahman Shai, ministro israelí de Asuntos para la Diáspora, afirmando que los resultados de la investigación “reforzarán la línea de pensamiento y acción” que debe servir de base para “el futuro compartido” y agradeció a los “emprendedores de esta iniciativa, recalcando que “estudios de esta envergadura nos permiten enfocar nuestros esfuerzos y nuestro accionar hacia lo que es realmente prioritario para las actividades judías”. (sic)
  
Posteriormente, el Dr. Daniel Fainstein, Decano de Estudios Judaicos de la Universidad Hebraica de México (UH); el Lic. Marcelo Dimenstein, representante del ICDD, Centro Internacional del American Jewish Joint Distribution Committee (JDC) para el Desarrollo Comunitario y la Lic. Micaela Bursztein, responsable de Monitoreo y Evaluación de Programas Latinoamérica y el Caribe del JDC – acompañados por el Lic. Marcos Metta, Presidente de la Fundación Metta Saade; Smadar Akiva, Directora del JCC Global; Sergio Widder, Director del JDC América Latina y el Dr. Eitan Chikli, Rector de la UH, organizaciones que lanzaron la iniciativa y dirigieron el estudio – compartieron los resultados la investigación realizada a lo largo de tres años en distintos países de América Latina sobre temas como identidad judía, prioridades en las comunidades, futuro percibido, amenazas internas y externas, desafíos de la región, impacto del COVID en la vida comunitaria, antisemitismo, seguridad, liderazgo y género, situaciones financieras, juventud y la relación entre América Latina e Israel entre otros puntos.
   En este contexto, destacaron que de acuerdo a la investigación, el 80% de los encuestados manifestó sentirse seguros como judíos en los países donde viven y que el antisemitismo, aunque existe, no es una amenaza para la región”; 72% consideró que “los gobiernos nacionales responden adecuadamente a los imperativos de seguridad de las comunidades judías” y “que los dirigentes institucionales no identifican al antisemitismo o al terrorismo como las mayores amenazas de la región”.
   En cuanto a su relación con Israel, señalaron que el 80% de los encuestados “apoya al Estado judío independientemente del comportamiento de su gobierno”; 51% de quienes contestaron que pensaron emigrar eligió Israel como su “destino preferido” y 94% manifestó que “Israel debe apoyar activamente a las comunidades de la diáspora”.
   Por último, expusieron las siguientes sugerencias en base a los resultados obtenidos: “generar un “think tank” lationamericano en red, desarrollar programas de liderazgo regionales, repensar las oportunidades y los marcos de educación judía, incluir de forma más amplia a jóvenes y mujeres en la dirección comunitaria, promover y ampliar las actividades culturales, artísticas e intelectuales del judaísmo, repensar la estructura comunitaria para la postpandemia, generar espacios de diálogo y encuentros latinoamericanos, generar un espacio de diálogo institucional con las instituciones centrales de Israel vinculadas con la diáspora y crear un grupo de trabajo para el estudio, apoyo y la intervención en las comunidades más pequeñas”, entre otros.
   Al concluir el evento, Joskowicz, recalcó la importancia y relevancia de la información recabada y solicitó a los responsables, hacer públicas sus conclusiones para que todos los integrantes de las comunidades investigadas la puedan conocer.