Sinagoga de Ucrania recibe la primera Torá desde la Segunda Guerra Mundial

   La sinagoga Coral, construida en la ciudad de Drohobych a mediados del siglo XIX por una de las comunidades judías más prósperas de Galicia y renovada recientemente, recibió su primer rollo de la Torá desde la Segunda Guerra Mundial.
   La ceremonia, presidida por el rabino principal de Ucrania, Yaakov Dov Bleich, contó con la presencia de representantes de las comunidades judías del país, de residentes actuales y de descendientes de familias judías del pueblo, que llegaron de Israel y Estados Unidos especialmente para la ocasión.
   En este contexto, el rabino Bleich señaló que la entrada de esta Torá a la sinagoga marca “otro importante hito en el renacimiento de la vida judía no sólo de Drohobych, sino de todo el país”.
   Antes del Holocausto, la comunidad judía de Drohobych contaba con 17 mil personas (casi la mitad de la población total), de los cuales se calcula que entre 11,000 y 14,000 fueron asesinados por los nazis en los años 1942 y 1943.
   Al finalizar la Segunda Guerra Mundial, la sinagoga fue utilizada como una bodega de textiles y de sal. Posteriormente se convirtió en una mueblería y el anexo fue utilizado como bodega de alimentos.
   En los años 90 el edificio fue entregado a la comunidad judía de la ciudad, pero fue saqueado e incendiado.
   Durante años, permaneció en ruinas hasta que en el 2013, gracias a los esfuerzos de la familia Vekselberg iniciaron los trabajos de restauración que duraron siete años y culminaron con el recibimiento de este nuevo rollo de la Torá.
   De acuerdo a los actuales miembros de la comunidad, fue en esa sinagoga donde Menachem Begin, sexto Primer Ministro de Israel, se casó con su esposa Aliza en 1936.