Rechazan apelación de la “abuela nazi”

   El Tribunal Constitucional de Alemania rechazó el pasado 3 de agosto la apelación presentada por la anciana Úrsula Haverbeck, condenada en mayo pasado a dos años en prisión por incitar a la violencia y negar el Holocausto.
   Haverbeck, de 89 años, fue detenida y condenada en la localidad de Vlotho por ocho casos de ofensas, racismo y difamación.
   Durante los últimos años, la anciana ya había sido juzgada en varias ocasiones pero había evitado ir a la cárcel. Sin embargo, durante su último juicio, fue condenada por “haber asegurado que Auschwitz no era un campo de exterminio, sino de trabajo y carecía de cámaras de gas” y por “por promover al odio racial y afirmar que no fueron asesinados ni millones ni cientos de miles de personas por los germanos en instalaciones de ese tipo durante la Segunda Guerra Mundial (1939-1945)”, la justicia alemana ordenó su arresto y no aceptó las apelaciones.
   La también conocida como “la abuela nazi”, fue esposa del dirigente nazi Werner Georg Haverbeck.